LA PIEL QUE HABITO

INQUIETANTE PERO INOFENSIVO RELATO

Por: Alejandro Leal

Adaptación de la novela Mygale (1995) de Thierry Jonquet, pero sin su trastornada y cruda naturaleza, La Piel que Habito (2011) es una elegante reformulación de aquel texto a cargo de Pedro Almodóvar, quien se debate entre mostrar las monstruosidades del libro y asirse a su acostumbrado amor por el melodrama, dejando como resultado un inquietante pero inofensivo relato.

El filme se aparta del conocido registro almodovariano, pero la mano del manchego se mantiene firme en su estilo aún al tratar de asimilar la estructura narrativa a manera de telaraña de la historia original. Correctamente filmado, este trabajo es narrativa y visualmente pulcro, aunque la lógica de la anécdota sea frágil y acomodaticia.

El cirujano plástico Robert Ledgard (Antonio Banderas) ha creado una piel artificial de resistente consistencia, la cual contra toda ética científica ha ido perfeccionando en la misteriosa Vera Cruz (Elena Anaya), una mujer a la que mantiene cómodamente encerrada en su residencia, permanentemente ataviada con una malla especial que se ciñe a su cuerpo.

Almodóvar nos entera fragmentadamente de las situaciones que han llevado a Ledgard y a Vera hasta este punto, en una crónica de piezas por unir dañada por la incoherencia del origen de Vera al no ser físicamente creíble la manera en que se plantea su transformación. Cuento de redención y venganza (y a la “visconversa”), con una dosis de locura moderada y funcional por parte de este moderno científico loco y su criatura.

Director General: Alejandro Leal - Editora en Jefe: Lucía M.Valle

Colaboradora: Perla Schwartz. Asistente Editorial: Maricela Olmos.

Copyright © 2000-2012 TuCinePortal.com - Prohibida la reproducción parcial o total

Foro

DVD

Promociones

Archivo

Soundtracks

Cine en Libros

Cine en TV

Cine Biografías

Checa tu Cartelera